Unknown-1_1.jpeg




AL ACECHO

 

Fernando López Guisado.

 

De la vida y anterior producción de Bárbara Mingo Costales poco se averigua desde su libro, que carece de apuntes biográficos y refuerza el halo de misterio respecto a sus versos. No obstante, su figura personal irradia una profunda intelectualidad repleta de energía.

Esas características se verterán en Al acecho; composición que explora el «yo poético» y el arte como iluminación y conocimiento mediante la metáfora de una partida de caza, en un único canto segmentado en dos voces diferentes, distinguidas mediante la alineación de los márgenes. Cada fragmento puede abordarse como un poema independiente y supone un experimento recomendable para reforzar el efecto caleidoscópico final.

Esta organización recoge una tradición de gran fuerza durante el periodo romántico y en la lírica americana, aparte de otros ejemplos canónicos como Don de la ebriedad de Claudio Rodriguez o Muerte sin fin de Gorostiza. Aún así, no resulta nada común en las corrientes actuales de la poesía contemporánea, salvo excepciones como Juan Carlos Suñén (La prisa, La habitación amarilla) o Fernando López Guisado (El altar de los siglos, Porque nunca fue suyo).

Nos encontramos, por tanto, ante un poemario muy valiente, no sólo por su estructura o su brevedad, sino también en su apuesta por una conceptualización del mundo y el desarrollo de su lenguaje que, mediante la alternancia de registros, explora un tratamiento muy inteligente tanto de la ironía como en unas imágenes repletas de referencias eruditas. Todo supone una parábola, una reflexión simbólica: los animales y presas mencionadas, la acción mística y mitológica de la partida de caza, la interacción entre sus personajes.

El ritmo, como su autora, es vibrante, eléctrico, pero nunca desbordado ni asfixiante. Todo en su expresionismo surrealista está cuidado con intuición. En especial, las pausas, ese recipiente siempre invisible que dibuja el poema en su aliento, le otorga su forma, su entidad definitiva.

Físicamente, el volumen sigue los preceptos de la colección Baños del Carmen de Ediciones Vitruvio: sobriedad brillante de cubierta azabache con solapas. No hay erratas. El papel, dada la brevedad del poemario, es muy grueso. También un rasgo de arrojo editorial en una apuesta por la diversidad de la poesía.

En conclusión, un libro arriesgado, de enorme intensidad y belleza, para aquellos que acechan a las voces distintas, complejas y alejadas de las corrientes habituales. Una poesía de lectura reposada y exigente con el lector. Los frutos de la iluminación, como rezan los versos de contracubierta: «…hay que estar atento para distinguirlos/y hay que cerrar un ojo para apuntar», pero la cacería resultará profundamente satisfactoria.

Título: Al acecho

Autora: Bárbara Mingo Costales

Editorial: Ediciones Vitruvio

Colección: Baños del Carmen, nº 395

ISBN: 978-84-941804-2-2

Páginas: 42

Precio: 11€



 

 

 

comments powered by Disqus Link

 

 

 

Buscar en el sitio